sábado, 23 de marzo de 2013

Recuérdame que ha merecido la pena ser como soy

Dicen que uno debe aprender del pasado para comprender mejor el futuro y no sé hasta que punto puede ser cierto.
Hacía muchísimo tiempo que no reflexionaba sobre todo con la profundidad con la que antes lo hacía. Me atrevería a decir que salvo las primeras entradas del blog, no ha vuelto a ver esa reflexión. No sé si la echaba de menos o no, creo que es algo que uno lleva adherido así mismo y que no se puede quitar, aunque si tapar.
Todo el mundo tiene que vivir su vida. Cada uno ha vivido diferentes situaciones en las que ha aprendido, ha sufrido, ha llorado y ha reído. Las decisiones que hemos tomado, los errores que hemos cometido, las personas a las que hemos querido y aquellas a las que hemos dejado marchar, son las que ha día de hoy nos hacen ser quienes somos.

"Muchas veces en la vida las personas olvidan lo que deben recordar y recuerdan lo que deben olvidar."

Esta frase es totalmente cierta aunque, muchas personas no saben hasta que punto deben dejar de recordar algunas cosas y que cosas que olvidaron deberían de volver a recordar. Yo hecho una mirada al pasado y lo primero que me viene a la cabeza es a las personas que he conocido. Son muchísimas y la gran mayoría me han enseñado infinidad de cosas. Empezando por el principio y al que se lo debo todo es a mi mejor amigo. Una persona a la que siempre he valorado aunque no siempre ha sido mi primera opción. Una persona a la que a día de hoy, sigo viendo a menudo y que es algo que no valoro en su totalidad.
Mi vida no ha sido como yo la había pensado, aunque, ¿quién sabe realmente como será su vida? De pequeños nos enseñan lo que está bien y lo que está mal. Las cosas que debemos hacer y las que no. Y no sé bien que quiero decir realmente, aunque sé que debo empezar por el principio. Quizás con esto me quiera referir a que, cada uno tiene su idea de futuro según a como le han educado y a los sueños que tiene en la cabeza. Mi idea de futuro era en base a lo que uno es. Tan simple como que si eres buena persona y ayudas a los demás, te pasarán cosas buenas y si eres mala persona, haciendo daño a los demás, obtendrás tu merecido y solo te pasarán cosas malas. Me equivocaba, sin duda.
Hay miles de opiniones acerca de esto. Unas personas dicen que es porque la vida es así y ya está. Otras dicen que es para hacerte más fuerte. Otras dicen porque es lo que Dios quiere. Otras simplemente, viven con lo que les pasa y no piensan en Dios, destino o la vida. Yo siempre he solido pensar que todo lo malo que te pase es porque lo que te pase en un futuro será mucho mayor y la vida te va preparando poco a poco para que seas capaz de soportarlo. Algunas personas también dicen que: "La vida jamás te dará algo que no puedas soportar." Y pese a que tengas mis dudas, aquí seguimos ¿no?
Cuando dejé la guardería, me apuntaron a un colegio y en el he pasado 13 años de mi vida. Siempre han dicho que en mi colegio hacen 3 cosas por orden:

1º Te enseñan a ser persona.
2º Te enseñan a ser un buen profesional.
3º Te enseñan a llevar una vida espiritual (aunque ante todo existe el respeto a no querer que te enseñen).

Y mi colegio tiene gran culpa de que yo sea como soy, sobre todo en lo que respecto a tratar a las personas. Es algo que siempre he agradecido y que agradeceré siempre.
En el colegio he conocido a muchísimas personas con las que a día de hoy, sigo manteniendo el contacto y eso es algo que, quizás me asombra porque pueden pasar X años, y volver a ver a esa persona y hablar como si fueran dos amigos de toda la vida que hace un tiempo que no se ven. Ahí conocí a otra persona con la que, pese a no vernos casi nada en estos últimos 3 / 4 años, nada ha cambiado. Es una grandísima persona y es alguien a quien aprecio mucho. Me ha enseñado mucho y me ha hecho ser mejor amigo.

He escrito mucho en este blog. He descrito como he sentido, he intentado ayudar a las personas escribiendo mis experiencias y he intentado darles luz en los momentos de oscuridad. Que aunque todo parezca perdido y aunque llegado a un caso, todo esté perdido, la vida no acaba ahí. No soy el mejor ejemplo de superación, ni la mejor persona dando consejos, ni siquiera me gusta ser el mejor en algo y esto es algo que he perdido en todos los aspectos. No me gusta llamar la atención, solo me gusta ser uno más.
Todo esto se debe a una persona que me cambió la vida y me enseñó algunas cosas buenas de la vida y otras no tan buenas. No voy a hablar sobre las cosas buenas del amor porque tengo muchas cosas ya puestas en el blog y ya no me gusta hablar de lo bueno del amor.

Ya he puesto alguna que otra vez por comentarios e incluso en alguna entrada porque hice el blog y creo que ya no cumplo o quizás no tengo mucho más que enseñar en uno de los 3 objetivos que me fijé.
1º Ayudar a los demás.
2º Intentar que se sientan comprendidos y que vean que no están solos, que hay alguien más que paso por una determinada situación y que siguió adelante.
3º Para desahogarme.

Estos tres objetivos van por orden y siempre ha sido así o al menos, lo he intentado. Creo que ya no tengo nada más que aportar en el segundo objetivo y que creo que aporto más "mal" que bien. Si, son rachas y todo lo que tú quieras pero esto es algo que desde hace muchísimo tiempo llevo haciendo.

Hoy ha sido uno de esos días en los que te vuelven a venir recuerdos y pensamientos a la cabeza y creo que ya basta. Creo que es hora de "olvidar" o mejor dicho, dejar de recordar lo que realmente debo olvidar.
Ya he mencionado muchas veces que me he sentido muy vacío con todo y nada me llenaba. He intentado reconstruir algo que estaba destruido completamente y he tratado de curar algo que no tenía cura. Es normal y creo que es algo que todo el mundo lleva a su manera. Algo que superó pero que lo marcó de por vida pero que pese a ello, sigue con su vida y es capaz de seguir viviéndola con sus pros y sus contras y eso es algo que yo ya no hacía, simplemente me dejaba llevar sin sentir, haciendo que todo me diera igual, mostrando lo que un día pedí que fue, ser casi insensible a todo.
No sé el por qué de todo y siempre me lo he cuestionado pero creo que a veces hay cosas que no tienen respuesta. Sé que no he podido vivir sin unas determinadas respuestas pero eso debo olvidarlo y no se trata de volver a ser quien un día fui sino de ser quien soy ahora, con mis virtudes y mis defectos.
Una vez me dijeron: "Me gustaría tener todo el valor que tienes tú para enfrentarte a estas situaciones" y si, reconozco que una de las cosas que más me gustaban de mi es que estaba a luchar por lo que yo quería en mi vida porque estaba convencido de que, todo aquello por lo que luches, lo conseguirás tarde o temprano. Constancia y voluntad. Con el tiempo deje de luchar por las cosas que quería aunque es cierto que ya no quería nada. No quería nada de la vida. No me gustaba que la gente me diese algo sin dar yo primero y no estaba dispuesto a permitir que alguien me volviera a querer porque no estaba dispuesto a querer a nadie. 

Con todo esto quiero decir que, voy a tratar de avanzar. Voy a intentar recordar lo que merezco y a olvidar el gran pasado que me marcó.
Por ello, voy a borrar el tuenti, voy a abandonar el blog y voy a tratar de volver a abrirme que creo que una de las personas que más se alegrarán es a alguien que he conocido hace algunos meses y a debo agradecer mucho pese a que me esté animando todos los días y haciéndome recordar lo que merezco aunque yo le diga que no me gusta que me digan cosas buenas. Dejaré el blog de lado y pese a que tenga muchísimos borradores, entradas a las que solo hace falta publicarlas, se quedarán ahí, en los borradores aunque nunca se sabe. Por supuesto, no dejaré de visitar otros blogs porque creo que debo aprender mucho todavía.

Esta vez no hay fotos, prefiero dejar algo sencillo. 

Poco más que decir. Gracias por todo y creo que me he llevado a una persona gracias al blog que bueno, ella lo sabe y no diré nada.
Espero que os vaya a todos genial y que rendirse nunca sea una opción.
¡Un saludo!

5 comentarios:

  1. Esta entrada es triste :-( las despedidas casi siempre lo son, ¿no?
    Ya hace mucho que me di cuenta de que el 95% de la gente que publica un blog lo acaba dejando, llega un momento que no tienen nada que decir o lo que tienen que decir no tiene la suficiente fuerza para empujarles a hacerlo... En cualquier caso, si a ti esto te ha valido para algo, es una buena experiencia (aunque yo apuesto por que alguna que otra vez acabarás publicando algo :)
    ;por mi parte te diré que, en DEMASIADAS ocasiones, las cosas que has puesto por aquí me han llegado en el momento preciso y me han tocado de lleno. A veces han sido como una señal en el trayecto para llamar mi atención, y otras como un indicador que iba por buen camino; fue agradable en ambos casos.
    ¿Estás cambiando o estás creciendo? probablemente has crecido para cambiar, eso es bueno a cualquier edad, yo también he tenido que hacerlo y, por cierto, ahora soy más feliz :-))
    En fin, no sé a quién te llevas gracias al blog pero me voy a dar un pelín por aludida ;-)
    Un beso

    P.D. Si no te gusta que te digan cosas buenas debe ser porque eres un vergonzoso de marca mayor, jajaja ;-P

    ResponderEliminar
  2. Regrese a leerte porque mucho de lo que escribes aquime parece que fuera yo hablando, espero algundia regreses con o sin tu permiso me robare parte de este escrito con el que me identifico mucho. Espero vuelvas y se feliz si puedes a mi me cuesta mucho.
    (¯`´♥(¯`´♥.¸________ღ☆ღ___ ¸.♥´´¯)♥
    ☆ ▓▒░ ☆ ♥ L O V E ☆♥ ░▒▓ ☆
    (_¸.♥(♥´´ ¯¯¯¯¯¯¯¯ღ☆ღ¯¯¯¯¯¯¯¯¯ `´♥.¸)♥ 

    ResponderEliminar
  3. Aqui te dejo el enlace por si algun dia vuelves http://marylinlagata.blogspot.com/2013/06/rezamos-por-no-derrumbarnos-cuando-ya.html

    ResponderEliminar